Viaje al futuro con Doctor perro

Poder desplazarse a través del tiempo es uno de los sueños del hombre y despierta en nosotros una enorme curiosidad, a pesar de que se cree que los mecanismos implicados en un viaje de estas características son infi nitamente complejos, y que su existencia plantea mil y una paradojas. Sin embargo, el centro social okupado “El Niu de la Guatlla” obvió todas las supuestas imposibilidades matemáticas y  teletransportó a diferentes épocas del futuro a todos los presentes mediante un espectáculo nocturno.

Testimonios de lo que nos espera

Doctor perro con un asistente del público

El viaje comenzó hacia las 21 horas, y tuvo como comandante a “Doctor perro”, un hombre vestido de cánido que era quien iba situando al público en el espacio temporal en el que se encontraba y realizaba entre actuación y actuación, diálogos con su alter ego del futuro. La primera parada se efectuó para mostrar a los espectadores un baile performance del futuro que aun conservaba aires contemporáneos y de danza clásica típicos de nuestra época. Se sucedieron los payasos y sus monociclos, los bailarines y acróbatas y hasta un cantante a capela. La expedición finalizó dos horas más tarde con una parada en el lejano Oriente, donde apareció Moises entre humo y cortinas de plástico para deslumbrar con sus característica danza del vientre.  En cada alto temporal los actores explicaban, utilizando su arte como lenguaje, cómo era el mundo que nos espera y sus vivencias más personales.

Final con moraleja des del futuro

Antes de despedir el espectáculo, Doctor perro envió un mensaje directo al público: “He estado en el futuro, reina la miseria, la pobreza…El primer mundo se ha reducido a tan pocos que ya no se puede llamar así. Los del pasado todavía estáis a tiempo de cambiar y redirigir el rumbo de la humanidad, y evitar así el camino de destrucción que gobierna el planeta.”

 

Carlota Alegre

TMB contra Can Vies

Can Vies

Can Vies

Can Vies es un centro social ocupado autogestionado (CSOA) que se encuentra en la calle Jocs Florals 40-42 de Sants. Desde hace trece años sirve como lugar de encuentro de los diversos colectivos políticos del barrio y como local cultural. Funciona con una estructura horizontal basada en la responsabilidad individual y participa en la asamblea del barrio de Sants, además de organizar actividades como charlas, comedores populares y un taller de artes escénicas, entre otros. La existencia de este centro social está en peligro por la demanda interpuesta por TMB. El juicio fue el 18 de febrero, y las acciones de protesta no han sido pocas.

Un poco de historia

El CSOA está establecido en un edificio de 1879 que durante la construcción del metro fue un almacén y mas tarde se convirtió en sede social de sus trabajadores. Can Vies como centro social fue fundado en 1997, con la ocupación del edificio.

El proceso judicial que TMB inició entonces fue cerrado al cabo de pocos años por la presión social de los vecinos del barrio. Pero hace tres años, con la llegada del AVE se creó un “plan de reordenación urbanística”, que afectaba al edificio, que iba a ser derrumbado y sustituido por viviendas de obra nueva. Sin embargo, aquella vez la sentencia fue favorable a Can Vies. Ahora tres años después TMB vuelve a insistir, argumentando que los terrenos donde se encuentra el edificio, son necesarios para acabar obras del metro.

Acciones de protesta

La noticia del juicio no ha sido recibida con resignación. Conscientes que está tercera acción judicial podría acabar con la historia de 14 años de centro social ocupado, muchos partidarios de Can Vies han llevado a cabo acciones de protesta.

dos personas se encadenan a la puerta del distrito de de Sants-Montjuïc

Los dos manifestantes fueron puestos en libertad poco después de desencadenarlos

Dos personas se encadenaron el día 13 de febrero a las puertas de la sede del distrito de Sants-Montjuïc. Fue en un edificio de el Ayuntamiento para denunciar como detrás de las acciones de TMB se encuentra este, ya que es el accionista principal.

 

 

 

Cinco días más tarde, el 18 de febrero, día del juicio, unas 60 personas participaron en un cercavila subterraneo por la Linea 1 del metro, donde se gritaron lemas y se repartieron panfletos informativos. Hay incluso un vídeo de la acción, gracias a SantsTV. Más tarde se dirigieron a la Ciudad de la Justicia, donde se estaba teniendo lugar el juicio, para mantener la manifestación mientras durase la vista.

Manifestación frente al palacio de justicia

Manifestación frente al palacio de justicia

En Okupando Barcelona seguiremos de cerca la evolución del juicio de Can Vies. Por último, si queréis mostrar vuestro apoyo exigiendo la retirada de la demanda podéis rellenar esta solicitud en su página web.

Julia Bellone

Globalizaciones en negativo

Y al final pagan justos por pecadores. Como ya afirmamos en “Sobre el blog”, la amplia sub-cultura de la okupación barcelonesa está caractetrizada por la heterogeneidad. Pero estos matices pasan desapercibidos para la mayoría de los medios de comunicación.

29-S del 2010

Pintadas en el edificio del antiguo banco Banesto durante la huelga del 29-S

Álex Morcuende, encargado de “El Queixal”, una revista proyecto de la Asociación de Estudiantes Progresistas (AEP), nacida en 1992 y aglutinadora de la izquierda progresista a favor de una universidad pública, reconoce este error de los medios: “Evidentemente, los medios de comunicación tienden a criminalizar algunos tipos de movimientos sociales.” En cuanto al caso de la ocupació del banco Banesto durante la jornada de huelga general del 29 de septiembre de 2010, él mismo admite: “Aquel día había vaga general, por lo tanto, un día propio de movimientos muy minoritarios. (…) Es cierto que se calificó al colectivo como los antisistema”. Y así fue, en la noticia que salió en La Vanguardia en referencia a este tema el subtítulo versa: “El edificio estaba tomado por los antisistema desde el pasado 25 de septiembre”. La palabra antisistema, con connotaciones globales de violencia y anarquía, es aquí utilizada como sinónimo de los grupos sindicalistas organizados.

27 enero del 2011

Edificio del Palau del Cine ocupado durante el pasado mes de enero

Edificio del Palau del Cine ocupado durante el pasado mes de enero

Un año después, a causa de la huelga programada para el día 27 de enero, se ocupó el antiguo Palau de Cine en Vía Laietana. Los medios no tardan en afirmar que los que llevaron a cabo esta otra toma fueron “el mismo colectivo”. Pese a afirmar que ambos eventos fueron organizados por la Assemblea de Barcelona, la Oficina por la Okupación nos aseguró que entre los centenares de personas que participaron en las ocupaciones de ambas fechas habían amas de casa, señoras de la limpieza y gente mayor; colectivos tan distanciados y diversos que difícilmente se pudieron organizar por un único órgano. En cualquier caso, la simplificación conlleva riesgos y, como afirmaba la Oficina por la Okupación, “No todos somos antisistema”.

 

Cristina Algarra

¿Quieres aprender a hacer el payaso?

¿Quieres caminar en la cuerda floja o hacer malabaritmos? ¿Nunca llegaste a dominar el diábolo como te gustaría? Si siempre quisiste aprender circo pero nunca tuviste la oportunidad, hemos encontrado la casa okupa perfecta para ti. Artkatraz es un Centro Social Ocupado Autogestionado (CSOA) en Poblenou dónde predominan las actividades artísticas y deportivas. Además de ofrecer espectáculos cada domingo, en esta Centro Social Okupado se organizan cada jueves por la tarde cursos gratuitos de técnicas de circo, a los que puede apuntarse cualquiera con ganas de pasar un buen rato.

Su conexión con el circo es tanta que durante varios meses alojaron en su patio una carpa del CircoPaniko. Artkatraz cuenta además con un skatepark muy impresionante y cantidad de material de circo que han ido comprando con el dinero de las ventas de bebida durante sus  actuaciones, ya que la entrada es gratuita.

Los habitantes de esta casa se dedican principalmente a la performance y a todo tipo de actividades artísticas, cosa que puede verse instantaneamente al entrar al centro social, al que ellos definen como “un espacio de desarrollo cultural abierto a toda aquella gente interesada en nuestras actividades”.

Así que ya sabes, si quieres pasarlo bien y disfrutar de una tarde de circo, ya sea desde el escenario como desde el público, no dudes en acudir a Artkatraz. Para saber como llegar, consulta su página en Tuenti.

Julia Bellone



Des-okupados, ¿o no?

La lucha continúa; okupados y movilizados. En los últimos meses, las amenazas de desalojo contra algunos de los centros sociales okupados de Barcelona han activado la movilización de muchos barceloníes en diversas manifestaciones.

CSA Can Vies

El 29 de enero, 1500 personas salieron a la calle para apoyar a este veterano centro social. El próximo viernes,18 de febrero, Can Vies nos invita a todos a acudir a la Plaza de Sants para frenar el desarrollo normal del juicio, programado para esa misma mañana.

Hace ya casi 14 años, se creó en el barrio de Sants un Centro Social Autogestionado que pretendía resolver las necesidades colectivas que la economía de mercado no era capaz de satisfacer. Nacía en contra de la tendencia a la especulación inmobiliaria, del abandono de propiedades en espera a poder sacar un valor económico superior al de compra. Desde su creación, Ferrocarrils Metropolitals de Barcelona (FMB) intentaron que el centro fuera desokupado. El pasado mes de julio, alegando que el centro impedía el desarrollo normal de las obras en las vías y de la llegada del TGV, interpusieron una demanda contra Can Vies.

La Carbonería

El día 8 de febrero, a las puertas de la Ciudad de la Justicia, numerosos jóvenes se concentraron para protestar contra el desalojo del Centro Social Autogestionado La Carbonería. Según los okupas, el proceso se ha llevado a cabo sin cumplir la legalidad, con errores de forma y por la vía rápida. El 24 de febrero se hará efectiva la orden y, por ello, La Carbonería se moviliza para paralizar un proceso que ellos  mismos tachan de ilegal.

Universidad Libre La Rimaia

Un ejemplo de perseverancia y lucha constante es el de la Universidad Libre la Rimaia, dirigida especialmente a actividades didácticas y educacionales que brinden una alternativa a los múltiples defectos de nuestro sistema educativo. En febrero del 2010, los Mossos d’Esquadra evacuaron su sede establecida en el barrio San Antoni. La Rimaia no se rindió; poco después se estableció en Gran Vía, pero en julio del 2010 vivieron su segundo desalojo. Hoy, sin embargo, el proyecto de crear una universidad libre no se abandona, su lucha sigue a pie de cañón y sus adeptos están preparados para futuros desalojos.

 

Cristina Algarra

 

Al ritmo de los tambores

Intérpretes del taller de percusión

Ni la persona más desacompasada del planeta hubiera podido evitar marcarse algún baile al son de los ritmos creados por los integrantes del Niu de la Guatlla. Y es que el taller de percusión que organizó este centro social okupado para celebrar su primer año, hechizó a todos los presentes sin excepción.

Hacia las 11 horas de la mañana la gente ya se empezaba a amontonar alrededor del escenario, improvisado en medio de la calle y formado por unas cuantas sillas y alfombras. Todos esperaban a los protagonistas, quienes aparecieron con cuentagotas a medida que se colocaban, cada uno con un instrumento tan diferente como llegaron a serlo entre ellos.

Después de una breve presentación por el que era la voz cantante del grupo, empezó el espectáculo. La pieza que inauguró el taller era una que parecía ser conocida por la mayoría de los allí presentes, de ritmo rápido y en la que el tambor de mayor tamaño se hacía con el protagonismo. Pero se atrevieron todos y con todo. En ocasiones alguno de los intérpretes secuestraba a algún espectador y le ponía el instrumento entre las manos, convirtiéndolo en músico durante el intervalo que durara la composición. El tiempo y los ritmos se iban sucediendo, y después de dos horas pusieron fin al taller yéndose por bulería.

Equilibrista

Un acompañamiento de altura

Pero en la fórmula para conseguir una celebración perfecta no podían faltar los ejercicios de equilibrio. Algunos de los que empezaron tocando los instrumentos, demostraron después su carácter polifacético creando complicadas formas humanas que se iban dibujando a cada intento. Entremedio algún sobresalto que otro, alguien que se desestabiliza y está a punto de caer, un pequeño susto que quedó en nada. Todo lo contrario a la velada que vivimos, que fue mucho más que una anécdota.

 

Carlota Alegre

La velada cabaretista

Umpa lumpa

 

Ni siquiera el oscurantismo del más puro espectáculo cabaretista consiguió quitarle luz a una noche artística digna de ser recordada. El pasado cinco de febrero, El niu de la Guatlla nos brindaba una velada donde el arte y la comodidad del ambiente familiar estaban aseguradas.

 

Mercadillo de ropa de segunda mano

Bajo el cartel de “Por amenofis y por tutatis a partir de hoy la ropa es gratis”, encontrábamos unas estantería de ropa y zapatos de segunda mano y libre adquisición. En una especie de mercado de trueque, cualquiera podía dejar prendas a las que no daba uso y coger de allí las que quisiera.

Cena y bebida a precios simbólicos

Bebidas a menos de la mitad del precio a que se encuentran en el mercado convencional, menú de carácter vegano “a voluntad” del comensal y un sistema de autoservicio donde todos daban por sentado preservar el orden recogiendo sus platos al acabar. Era lo mínimo a cambio de disfrutar, por precios simbólicos, del espectáculo de sobremesa.

El cabaret más rupturista

Moises

Precedido de unos minutos de música en directo, el divertido presentador del cabaret abrió paso a las siete actuaciones de las que contó el espectáculo. Transformismo, contorsionismo, rupturismo… Entre ellas destacó, por el barómetro de aplausos, la pareja Mery y Tino, una actuación equilibrista de complicadas figuras; o el contorsionismo de Nuria loca, que sorprendió al público con su papel de payaso trágico y contorsionista. Moisés nos deleitó con su sensual danza del vientre, y los malabaristas consiguieron abrir la boca de los espectadores. El cabaret se cerró con la increíble actuación de un umpa lumpa de estética tradicional que sorprendió al público con más de cinco hula-hops.

 

Cristina Algarra

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: